RSS

sábado, 30 de mayo de 2009

Conversaciones madre-hija I

-Mamá, me he vuelto vegetariana
-¿Y eso por qué?
-Porque me apetece
-De acuerdo


(unos días mas tarde...)

-¿Qué hay de comer?
-Pollo
-...
-¿Qué?
-Mamá, yo ya no como pollo...
-¿Ah no? bueno, por lo menos mañana sí que comeras, ¿no?
-Depende, ¿qué vas a hacer?
-Bacalao
-Pues tampoco
-Pues vaya con la niña y las manías estas, ¿no dice ahora que no quiere comer? No me das namás que disgustos, ni una alegría, vaya vejez que me espera, que tú te irás por ahí y nos dejarás a tu padre y a mí en un asilo, que sólo nos quieres para sacarnos los dineros, debería darte verguenza,...
-Sí, mamá, yo también te quiero

lunes, 25 de mayo de 2009

Caballo negro, no te rebeles contra el auriga...

Yo soy la envoltura carnal y perecedera que encierra a la entidad etérea que es tu alma. Soy la dueña de tus sentimientos, lo terrenal que hay en ti. Soy tus instintos, tu irracionalidad, el caos que subyace bajo el orden. Yo soy la que domina tus pasiones, la que absorbe tus pensamientos y te arrastra cabeza abajo hacia el placer. Yo soy la relatividad, el predominio del cuerpo frente a la mente, soy el veneno que emponzoña tu corazón, que late al impulso que yo le ordeno. Soy el canto en tus gritos, la esencia de tu respiración, soy el ardor que se desliza por tu piel, el brillo enfebrecido de tus ojos. Soy la calidez de tu cuerpo, la insoportable avidez que se apodera de ti cuando a mi me apetece. Yo soy el fuego que te devora, la languidez que te invade, la tranquila voluptuosidad que late bajo tu fría apariencia. Soy tus contradicciones, tus deseos más ocultos, la preponderancia de tus instintos, soy el rubor de tu piel, las palpitaciones de tus entrañas. Yo soy tu fiebre, tus tormentos y la solución a los mismos. Soy tu inconsciencia, tu abandono, el destierro de tu pudor. Soy la paz tras tus batallas, la derrota de tu mente...
Yo soy Sophrosyne

jueves, 21 de mayo de 2009

"La paciencia es un árbol de raíz amarga pero de frutos muy dulces."


Debería tatuarme eso en la frente -.-'

lunes, 18 de mayo de 2009

Y sin embargo, irracional...

Maldita espiral... que me hace palidecer, verlo todo borroso, que agrava mi paranoia, que me da todo y me lo quita al siguiente instante, que me hace ver las estrellas y odiarlas a la vez, que me araña, me muerde, me vacía las entrañas y me hace gritar de dolor, de miedo, no se de qué, me invade con su olor acre y me palpa con tacto áspero y sin embargo no del todo desagradable... Maldita espiral... Bendita espiral...

lunes, 11 de mayo de 2009

Porque caminaba solo,
bajo las silenciosas estrellas, y en ese momento
percibí lo que de poderoso tiene el sonido...
Y me quedé
en la noche ennegrecida por la tormenta
inminente,
bajo una roca, escuchando notas que son
el fantasmal idioma de la antigua tierra
o que tienen su penumbrosa morada en los
vientos distantes


Y allí bebí el poder de la visión.



WILLIAM WORDSWORTH,
Preludio